Una Universidad Española participa en la iniciativa Europea de investigación sobre IA

La Inteligencia Artificial (IA) se encuentra actualmente en la cima de las agendas políticas nacionales e internacionales en todo el mundo, con fuertes inversiones en investigación, particularmente en los Estados Unidos y China. Europa necesita unir sus fuerzas para mantenerse al día y evitar tener que depender de una tecnología de inteligencia artificial que no está bien alineada con los valores europeos.

Para ello, el Centro Alemán de Investigación en Inteligencia Artificial (DFKI), junto con numerosos socios, entre ellos la Universidad Pompeu Fabra, ha propuesto una gran iniciativa de investigación europea sobre la IA. La propuesta “HumanE AI” ha sido seleccionada por la Comisión Europea para una llamada Acción Preparatoria de entre 33 aplicaciones originales tras un concurso a escala de la UE para visiones de investigación similares a las de los proyectos emblemáticos.

El consorcio ha recibido una subvención anual de 1 millón de euros para desarrollar una ambiciosa agenda de investigación que tendrá un impacto transformador en la ciencia y la tecnología y proporcionará ventajas competitivas a la industria europea y beneficios sustanciales a la sociedad.

El consorcio HumanE AI, liderado por DFKI, reúne a 35 universidades líderes, centros de investigación y actores industriales clave en Europa. Están unidos por la visión de una nueva generación de enfoques europeos éticos, orientados a los valores y centrados en el ser humano para la Inteligencia Artificial, centrados en la mejora de las capacidades humanas y el empoderamiento de las personas, tanto como individuos como en la sociedad en su conjunto. Basándose en las ambiciones articuladas por la CE en su Comunicación sobre la IA, el consorcio pretende definir una agenda para la investigación básica, movilizar a la comunidad investigadora, galvanizar el apoyo industrial y crear conciencia pública sobre la necesidad de dar forma activa a la revolución de la IA en curso en una dirección que sea beneficiosa para los ciudadanos y la sociedad europeos, además de ser compatible con los valores europeos fundamentales.

El objetivo de este proyecto de un año es preparar una acción de investigación a largo plazo y a gran escala para la próxima década que unirá a la comunidad de IA europea en un esfuerzo a nivel continental para garantizar la competitividad y el liderazgo europeos en tecnologías impulsadas por IA. Este esfuerzo está estrechamente alineado con la iniciativa CLAIRE, que durante el último año ha reunido a la comunidad europea de la IA en general, con el fin de reforzar la excelencia europea en la investigación de la IA en toda Europa y fomentar la innovación. También está estrechamente sincronizado con otras iniciativas europeas de IA como ELLIS y el esfuerzo de la “European AI on demand platform” de AI4EU.

La visión de investigación del esfuerzo planificado de una década de duración abordará los problemas fundamentales de la IA y de la interacción entre el hombre y la computadora, tales como el aprendizaje de modelos mundiales complejos; la construcción de sistemas efectivos y plenamente explicables de aprendizaje automático; la adaptación de los sistemas de IA a entornos dinámicos y abiertos del mundo real (en particular, robots, coches de conducción autónoma y sistemas autónomos en general); el dotar a los sistemas de IA de una comprensión profunda de los seres humanos y de nuestros complejos contextos sociales; y la facilitación de la autorreflexión en el seno de los sistemas de IA.
Para garantizar una amplia aplicabilidad de los resultados de la investigación en ámbitos relevantes para la sociedad y la economía europeas, la iniciativa creará un ecosistema de innovación que fomentará la colaboración entre la ciencia, la industria y las nuevas empresas. También buscará aplicaciones concretas en ámbitos de impacto importantes para la sociedad y las economías europeas, como la movilidad/automoción, las finanzas, la industria 4.0, la salud y el bienestar, la sociedad, así como la política y la ciencia y la educación.

La visión de HumanE AI se basa en el entendimiento de que la ética y la IA responsable, las cuales no están en conflicto con el éxito comercial y la competitividad, sino que proporcionan una propuesta de valor que puede considerarse como parte de una ventaja competitiva europea. Esto está en línea con la visión de la Investigación e Innovación Responsable (RRI) en Horizonte 2020 y las estrategias individuales de IA de los estados miembros.