Toyota ofrece al público probar su vehículo de conducción autónoma

Toyota Research Institute (TRI) ofrecerá la posibilidad de probar su vehículo de conducción automatizada Platform 4 (P4) el próximo verano en Tokio. Todas las personas que lo desee podrán apuntarse para participar en esta experiencia y, entre todos los inscritos, se anunciarán los seleccionados. De acuerdo con la legislación japonesa, habrá un conductor de seguridad presente durante las pruebas.

Entre los meses de julio y septiembre de 2020, la compañía mostrará las posibilidades de “movilidad como servicio” (MaaS) de su vehículo de pruebas P4, que cuenta con un nivel de automatización SAE4 gracias al sistema de asistencia “chófer” de Toyota. Las pruebas con el P4 se realizarán en el distrito costero de Odaiba, en Tokio, una zona de la ciudad muy congestionada por el tráfico. En Odaiba conviven peatones, tráfico rodado, diversas infraestructuras viarias y rascacielos acristalados, lo que supone un reto para demostrar las capacidades de la tecnología de conducción automatizada de Toyota.

“Al plantearnos el reto de operar de forma autónoma en Odaiba, nos hemos puesto el listón muy alto y tendremos que ampliar rápidamente las capacidades de nuestra tecnología en muy poco tiempo”, ha comentado Gill Pratt, Consejero Delegado de TRI. “Para conseguirlo, colaboramos estrechamente con la división de I+D avanzada de Toyota Motor Corporation y con Toyota Research Institute-Advanced Development (TRI-AD), con sede en Tokio, responsable de hacer llegar al público el software de conducción automatizada del P4”.

TRI ha estado probando el P4 en Estados Unidos, en su circuito de pruebas en el lago Ottawa Lake (Michigan). Allí, TRI replicó las características y los escenarios de conducción más complejos de la infraestructura de Odaiba, donde el P4 tendrá que circular de forma autónoma. También se están realizando pruebas adicionales del software del P4 en las vías públicas de Odaiba, alrededor de los centros de investigación de TRI en Ann Arbor (Michigan) y en Los Altos (California).

Presentado en el CES 2019, el vehículo de prueba P4 se basa en la quinta generación de la berlina Lexus LS y se utiliza en actividades de investigación y desarrollo en TRI, como en las aplicaciones de seguridad activa “Toyota GuardianTM” y de conducción automatizada “Chófer”.

 

- Publicidad -